Fototerapia LED

¿Qué es la fototerapia LED?

LED significa diodo emisor de luz. Estos diodos son semiconductores muy pequeños que emiten luz cuando una corriente pasa a través de ellos. En los últimos años, los LED terapéuticos especializados, tienen una luminiscencia extra emitida a través de una banda de longitud de onda muy específica y actualmente se utilizan para el rejuvenecimiento de la piel.

A diferencia del láser o IPL, la fototerapia LED no es invasiva, ni térmica (no emite calor), por lo tanto no requiere tiempo de recuperación después de los tratamientos. La fototerapia LED también implica el uso de luz continua en lugar de pulsos de luz. Se pueden usar diferentes longitudes de onda de LED para tratar varias afecciones de la piel desde el acné hasta la piel envejecida. Cada longitud de onda penetra a una profundidad diferente y causa un efecto diferente en la piel.

¿Para qué se utiliza la fototerapia LED?

La fototerapia LED se usa para una multitud de afecciones de la piel.

La luz roja se puede utilizar para rejuvenecer la piel, reducir la inflamación y acelerar la curación, por ejemplo, en tratamientos posteriores al láser, peelings, y otros tratamientos dermatológicos o estéticos.

La luz azul se usa principalmente para el tratamiento del acné, igualmente la luz verde y amarilla tienen como veremos, otras aplicaciones terapéuticas.

La fototerapia LED debe diferenciarse de la terapia fotodinámica. Aunque ambos usan luz LED en la piel, la terapia fotodinámica requiere un tratamiento previo de la piel con ácido aminolevulénico (ALA) y esto cambia significativamente la reacción de la luz en la piel y sus usos.

La terapia fotodinámica tiene períodos de recuperación significativos, a diferencia de la fototerapia LED que no requiere tiempo de recuperación y por el contrario, mejora cualquier sintomatología. La terapia fotodinámica generalmente se usa para el tratamiento de algunos tipos de cáncer de piel y algún tipo de acné. Una vez más, la terapia fotodinámica es un tratamiento muy diferente a la fototerapia con LED, y requiere un período de inactividad / recuperación significativa.

¿Cómo funciona la fototerapia LED?

La fototerapia LED funciona al usar las propiedades de una cierta longitud de onda de luz para inducir cambios en la piel para tratar una condición particular. No hay energía térmica o daño tisular inducido por fototerapia con LED.

En CLÍNICA SERRES utilizamos cuatro longitudes de onda de fototerapia LED, luz roja 640 nanómetros, luz azul de 423 nanómetros, luz verde 532 nanómetros, y luz amarilla 583 nanometros. Cada longitud de onda tienen unas propiedades y profundidad de penetración diferentes. La fototerapia LED de luz roja (640 nm) induce una leve inflamación de las células diana y establece una respuesta inmune que ayuda a regenerar estas células. Esto ayuda a rejuvenecer la piel y ayudar con la curación de la piel. Se utiliza posteriormente a tratamientos con láser / peeling químico, etc. para acelerar el proceso de curación.

La fototerapia LED con luz roja y azul se puede utilizar sinérgicamente para tratar el acné activo, los LED azul ayudan a reducir el recuento de bacterias y los LED rojos ayudan a sanar la piel.

Una vez más, repetir que la luz LED no tiene efectos secundarios en la piel y no requiere período de recuperación.

Luz Roja Longitud de onda: 640 nm.

Profundidad de penetración: 1-6 mm.

Los fotones de luz roja tienen una alta capacidad de penetración.

Las indicaciones son:

  • Regenera la piel dañada acelerando el proceso de curación.
  • Mejora cicatrices, quemaduras, señales de acné, etc.
  • Aumenta la actividad celular y promueve su metabolismo.
  • Estimula le regeneración de las proteínas, colágeno y elastina.
  • Aclara las manchas y mejora y unifica el tono de la piel.
  • Suaviza las arrugas finas y repara la piel dañada.
  • Disminuye el tamaño de los poros
  • Utilizado tras mesoterapia potencia los efectos de los activos aplicados.

Se recomienda especialmente para:

  • Prevenir y mejorar el envejecimiento de la piel por sus propiedades antioxidantes y reparadoras.
  • Indicado en pieles maltratadas por exceso de sol, tabaco, intemperie, edad  y con tono apagado, pieles atópicas (alérgicas)
  • Dermatitis atópicas.

Luz Azul longitud de onda: 423 nm.

Profundidad de penetración: 1 mm.
Los fotones de luz azul tienen propiedades antibacterianas por lo que son altamente recomendados en el tratamiento del acné activo.

Las indicaciones son:

La luz azul, trata una de las causas del acné, la bacteria propionibacterium acnes. Se dirige al producto metabólico de esta bacteria, las porfirinas, y produce un radical libre de oxígeno que a partir de estas porfirinas destruye la bacteria.

  • Reduce activamente las bacterias de propinebacterium acnes, que se forman dentro de las glándulas sebáceas y provocan el brote activo.
  • Inhibe la producción de sebo. La fototerapia con luz azul trata las glándulas sebáceas, sin perjudicar los tejidos circundantes.
  • Reduce el tamaño del poro y mejora el aspecto de la piel.

Recomendado para acné de tipo leve o moderado. La fototerapia con luz azul supone un tratamiento suave y no invasivo para el acné. Puede usarse solo o en combinación con otras terapias y tratamientos cosméticos o farmacológicos.

LED longitud de onda 423 nm.

Luz verde longitud de onda: 532 nm.

Profundidad de penetración: 0,5 – 2 mm.
Reduce y calma la piel enrojecida o irritada.

Las indicaciones son:

  • Para el tratamiento de la rosácea.
  • Ayuda a disminuir pigmentaciones y blanqueamiento de las manchas solares regulando la producción de melanina.
  • Equilibra y armoniza la piel por lo que es adecuada para pieles sensibles.

LED longitud de onda 532 nm.

Luz Amarilla longitud de onda: 583 nm.

Profundidad de penetración: 01 – 2 mm.

Actúa sobre la producción de melanina, regulación de formación de vasos sanguíneos y drenaje linfático.

Las indicaciones son

  • Tratamiento de la hiperpigmentación.  Especialmente en el melasma. (manchas en distintas partes del rostro) producidas habitualmente por alteraciones hormonales.
  • Atenúa pecas, manchas y otras alteraciones cromáticas de la piel.
  • Mejorar y unificar el tono facial, del cuello y escote.
  • Suaviza las telangectasias.
  • Estimula la actividad linfática por lo que está indicado para atenuar bolsa de los ojos.
  • Activa la eliminación de toxinas, muy indicado en personas fumadoras
  • Mejora el sistema inmunológico.

Se recomienda especialmente como complemento para potenciar otros tratamientos despigmentantes o como mantenimiento después de tratamientos con peeling o laser, pudiendo combinar distintas longitudes de onda  según el resultado a conseguir.

LED longitud de onda 583 nm.

¿Cuál es la diferencia entre el láser o el IPL y la fototerapia LED?

Fototerapia LED
Pide tu cita Online
ASESORAMIENTO GRATUITO

He leído y acepto la Política de Protección de Datos